¿DÓNDE SE DEBE APLICAR EL PERFUME?

Pues bien, los expertos aseguran que se debe aplicar perfume en aquellas zonas del cuerpo donde late el pulso: las muñecas, las clavículas, detrás de las orejas, o en la parte posterior del codo.